Clase chino para niños

Las clases de chino para niños en Madrid en Kidspace tienen como objetivo un aprendizaje completo del idioma desde una perspectiva lúdica, estimulante y motivadora para los niños. Desarrollamos un método propio, que está adaptado a las diferentes edades y niveles de conocimiento del idioma (desde las edades más tempranas hasta la finalización de la etapa escolar) y tiene en cuenta las diferentes etapas de desarrollo sociocognitivo del niño, para un proceso de aprendizaje profundo y significativo. De este modo, nuestras clases de chino para niños en Madrid, llevadas a cabo por profesores cualificados y expertos, buscan que cada niño desarrolle de manera personalizada el aprendizaje del chino de forma natural y espontánea, atendiendo a las diferentes fases de aprendizaje natural de un idioma: escuchar, entender, hablar y escribir.

En nuestras clases de chino para niños en Madrid, la creatividad juega un papel muy importante. Potenciamos el aprendizaje del idioma atendiendo de manera especial diferentes aspectos del desarrollo de nuestros alumnos, como la inteligencia emocional, la estimulación temprana, la psicomotricidad… Para ello, en nuestras sesiones de chino los niños realizan actividades muy dinámicas, participativas y variadas, que incluyen desde manualidades, dinámicas de grupo, juegos, baile, música, dramatizaciones… Todo ello en una experiencia de inmersión completa en chino que consigue despertar el interés y deseo de los niños de comunicarse en este idioma.

Clases de chino para niños en Madrid

La academia cuenta con distintos espacios, todos ellos diseñados específicamente para favorecer el máximo aprovechamiento de nuestro método. Nuestras clases de chino en Madrid se caracterizan por resultar muy estimulantes y motivadoras, haciendo que los alumnos aprendan y progresen en el idioma chino de manera natural y espontánea mientras se divierten.

La primera infancia es un momento idóneo para el aprendizaje de nuevos idiomas, ya que en esta etapa evolutiva los niños muestran una enorme capacidad para adquirir y dominar nuevos fonemas procedentes de lenguas distintas a la materna, como el chino. Las experiencias de inmersión lingüística que los niños viven en nuestras clases de chino, a través de diversas actividades diseñadas para resultarles divertidas y motivadoras, estimulan su capacidad de aprendizaje de esta lengua y favorecen un aprendizaje completo y significativo. A través de nuestro método, los niños evolucionan en el aprendizaje del chino de forma progresiva y constante a la vez que viven experiencias enriquecedoras y únicas en cada clase, que contribuyen además a su desarrollo sociocognitivo.

Nuestras clases de chino para niños en Madrid

Nuestras clases de chino para niños en Madrid consisten en sesiones semanales de 90 minutos de duración. En cada grupo, el número máximo de alumnos es de 8, que se agruparán por edades similares y niveles de conocimiento del idioma. Los grupos reducidos y la adaptación de las sesiones, contenidos, actividades y materiales a cada nivel y edad, nos permiten sacar el máximo partido a las clases de chino y hacen que cada sesión sea para los niños una experiencia de aprendizaje divertida y enriquecedora.

Nos mantenemos en contacto permanente y directo con las familias, a las que mantenemos informadas sobre los progresos en el aprendizaje de los alumnos y el desarrollo de las clases. Muchas familias han comprobado ya como sus pequeños empiezan a aprender chino casi sin darse cuenta, pasando ratos únicos y divertidos en Kidspace a la vez que van desarrollando una creciente motivación e interés por comunicarse en este idioma.

Clases de chino en Madrid

No dudes en contactar con nosotros para más información, o ven a visitarnos a nuestra academia en C/ Isla de Oza, 59.

¡Te esperamos!